La Historia Temprana De La República Dominicana: Conquistas francesa y haitiana

0
559

juan-inoa1Tripiando en la Pista                                                      PARTE II

Juan Inoa

 

La Historia Temprana De La República Dominicana Conquistas francesa y haitianaLa Historia Temprana De La República Dominicana: Conquistas francesa y haitiana

Para mitad del siglo XVI, la isla de Tortuga (ahora parte de Haití), ubicada justo al noroeste de La Española, había sido colonizada por traficantes, sirvientes atados a un contrato de cumplimiento forzoso que habían huido y miembros de las tripulaciones de diversas embarcaciones europeas. Además de recoger ganado en La Española para venderlos por su piel, la Tortuga se convirtió en el cuartel general para los piratas del Caribe, que predominantemente asaltaban los tesoros de los barcos españoles. Esta área se convirtió en los terrenos de captación para las expendiciones montadas por diversos y famosos piratas, incluyendo el famoso pirata británico Henry Morgan.

Los franceses envidiaban las posesiones españolas en América, y así enviaron colonizadores a invadir la isla de Tortuga y la corta noroeste de La Española, que los españoles habían abandonado totalmente para 1603 (bajo el mandato real, el gobernador de la isla, Osorio, retiró a la fuerza a todos los españoles hacia la línea sur y este de lo que ahora es San Juan de Managua). Para someter a los piratas, los franceses les ofrecieron mujeres que habían sido tomadas de las prisiones, acusadas de prostitución y robo. El tercio occidental de la Española se convirtió en una posesión francesa llamada Saint Domingue en 1697 y durante el siguiente siglo se desarrolló lo que se convirtió, para entonces en una de las colonias más ricas en el mundo. La prosperidad de la colonia se derivó predominantemente de la caña de azúcar. Cientos de miles de esclavos africanos que fueron forzados a viajar a la isla trabajaban en las enormes plantaciones.

Inspirada en los eventos que tenían lugar en Francia durante la Revolución Francesa y debido a las disputas entre blancos y mulatos en Saint Domingue, una revuelta de esclavos se originó en la colonia francesa en 1791 y fue eventualmente dirigida por un francés negro de nombre Toussaint L’Ouverture.  Puesto que España había cedido la colonia española de Santo Domingo a Francia en 1795, en el Tratado de Basilea, Toussaint L’Ouverture y sus seguidores reclamaron toda la isla.

Aún cuando L’Ouverture y su sucesor, Jean-Jacques Dessalines, tuvieron éxito en el restablecimiento del orden y renovación de la economía de Saint Domingue, que había sido terriblemente devastada, el nuevo líder en Francia, Napoleón Bonaparte, no podía aceptar que la colonia más rica de Francia estuviera gobernada por un hombre negro. Sucumbiendo a las quejas de los colonizadores anteriores que habían perdido sus plantaciones en la colonia, una gran expedición fue organizada para conquistar a los negros y restablecer la esclavitud. Dirigida por el cuñado de Napoleón, el General Leclerc, la expedición se convirtió en un desastre. El ejército negro derrotó definitivamente a los franceses, y los negros declararon su independencia el 1 de enero de 1804, estableciendo la República de Haití en el tercio occidental de la isla de la Española.

Los franceses conservaron el control del extremo oriental de la isla, pero después de fracasar en la restauración de la economía en Santo Domingo, esta parte fue devuelta al dominio de la monarquía española. Los españoles no sólo intentaron restablecer la esclavitud en Santo Domingo, sino que muchos de ellos organizaron expediciones de redada en Haití para apresar a los negros y esclavizarlos también. Debido a la negligencia de las autoridades españolas, los colonizadores de Santo Domingo, bajo el liderazgo de José Núñez de Cáceres, proclamaron lo que se llamó la Independencia Transitoria. En 1822, temiendo que los franceses organizarían otra expedición desde el Santo Domingo español para restablecer la esclavitud ya que habían amenazado con hacerlo, el presidente de Haití, Jean-Pierre Boyer envió un ejército que invadió y se apropió de la parte oriental de la Española. Boyer abolió nuevamente la esclavitud e incorporó a Santo Domingo a la República de Haití.