China y RD, en la nueva era

0
20

Esmirna Paredes
Santo Domingo, RD.- El pasado jueves 03 de noviembre se celebró en Santo Domingo la conferencia titulada “China en la nueva era: políticas y metas”, la cual estuvo a cargo de Zhu Rui, viceministro del Departamento Internacional del Comité Central del Partido Comunista Chino (PCCh), que expuso los resultados del XX Congreso Nacional del PCCh a un público dominicano compuesto por representantes del Ministerio de Relaciones Exteriores y fuerzas políticas.
Zhu Rui explicó que esta es la primera comitiva que viaja por el mundo y América Latina es la primera parada, donde República Dominicana (RD) es el tercero en ser visitado después de Cuba y Panamá. Además, precisó que RD y la República Popular China (RPCh) mantienen vínculos que se remontan a los años sesenta del siglo pasado, aunque las relaciones diplomáticas comenzaron el 1 de mayo de 2018, fecha en la cual nuestro país se adhirió al principio de una sola China, rompiendo de este modo con Taiwán.
Sucesivamente, pasó a precisar que uno de los principales objetivos en la nueva era del PCCh es mantener en alto la bandera del socialismo con peculiaridades chinas, el cual logró erradicar la pobreza, alcanzando las metas del primer centenario.
Además, narró las metas de la modernización de China, las cuales dejan entrever hacia dónde se dirige el gigante asiático. Dentro de las mismas están la combinación entre el desarrollo espiritual y material del ser humano y el equilibrio entre el hombre y la naturaleza, lo cual podría ayudar a evitar que la sociedad se centre en las riquezas y olvide alimentar el espíritu, ayudando a impedir la decadencia en valores que al día de hoy experimenta Occidente. De hecho, ha afirmado que “la modernización no consiste en copiar a Occidente, sino en lograr el crecimiento socio-económico y la coexistencia a través del desarrollo pacífico”.
En este sentido, se refirió al crecimiento económico de su país, el cual no desea colonizar a las demás naciones ni confrontar a las grandes potencias, centrándose más bien en ofrecer nuevas posibilidades de modernización a los Estados en vías de desarrollo como la República Dominicana. Por lo tanto, se distancia de la antigua manera caracterizada por la clásica colonización o la intervención militar, dado que no impone los modelos chinos, sino que respeta las decisiones de los pueblos y sus respectivos gobiernos.
Finalmente, explicó que la RPCh es el principal socio comercial de más de 140 países, procurando una apertura amplia, profunda y completa. La misma contribuye anualmente al 30 % del desarrollo de la economía mundial, por lo tanto, sin el aporte del gigante asiático el mundo resultaría más pobre. De hecho, actualmente contribuye al 70 % de la reducción de la pobreza en el mundo, como lo estableció la Organización de las Naciones Unidas (ONU). En cuanto a educación, destacó su importancia afirmando que: “Es difícil imaginar un país moderno con un nivel de alfabetización del 30 %”.
Todo esto deja entrever que la RPC seguirá siendo un socio estratégico clave a nivel mundial, a mediano y largo plazo. A este respecto, RD debe tratar de mantener sus relaciones con este importante país, sin olvidar que los Estados Unidos es su principal socio comercial, con el cual mantiene vínculos históricos. El rol que podría jugar nuestro país en el nuevo orden mundial que se está configurando, como Estado no determinante en las relaciones internaciones, debería estar dirigido a la colaboración con todos los demás actores, sin importar que sean potencias ya consolidadas como Estados Unidos y Europa, o en ascenso como China y la India.